viernes 31 mayo 2019, 20:35

Diego Valanta, el suplente de lujo

  • Valanta firmó el gol del primer triunfo panameño en un Mundial Sub-20

  • Gracias a esta victoria, los Canaleros se cruzarán con Ucrania en octavos

  • Compartió su entusiasmo con FIFA.com por lo logrado en Bydgoszcz

Diego Valanta podría ser perfectamente el jugador más valioso de un equipo en la Copa Mundial Sub-20 de la FIFA Polonia 2019, a pesar de haber jugado poco más de 22 minutos en total hasta la fecha.

En el primer encuentro de los panameños, frente a Malí, Valanta transformó un penal a los dos minutos de entrar en la cancha como sustituto de un compañero. Fue además el único de los cuatro lanzamientos desde los once metros realizados en Bydgoszcz que terminó en gol. “Creo que es obra de Dios, a través de mí”, dice Valanta en declaraciones a FIFA.com.

El ariete estuvo luego en el banco de reservas de los Canaleros durante el choque ante Francia, que se saldó con derrota por 2-0 del cuadro centroamericano. Contra Arabia Saudí, Jorge Dely Valdés recurrió a él en el minuto 73 y, en una repetición de lo ocurrido en su estreno, volvió a aparecer para materializar una diana que ha permitido a Panamá proseguir su trayectoria en Polonia 2019.

“Lo primero que pensé fue que queríamos la clasificación”, explica Valanta. “Lo segundo, que era una victoria importantísima para nosotros. Es algo histórico para nuestro país, y damos gracias a Dios por que se haya producido”.

Se trata de un resultado muy significativo desde el punto de vista psicológico para los Canaleros, que han ganado por fin un partido del Mundial Sub-20, al 18º intento. Panamá participó en cinco ediciones antes de Polonia 2019, y en todas ellas se despidió en la fase de grupos, con un balance global de 12 derrotas en 15 partidos.

“Creo que es muy importante para el plantel, y para las carreras de todos nosotros”, señala Valanta. “Intentamos entregarnos al máximo por nuestro país. Mi carrera nunca ha sido fácil, ha estado llena de dificultades y de momentos complicados, aunque todos han sido importantes para mí, y recuerdo cada uno de ellos”.

“Me esfuerzo todos los días, me esfuerzo pensando en cada momento que puedo tener dentro de la cancha, para poder estar preparado. No me importa si juego diez minutos o quince. Esta vez he tenido la suerte de ser reserva y marcar dos goles, y estoy muy agradecido, doy gracias a Dios por ello”.

Panamá se desplazará ahora a la ciudad sureña de Tychy para medirse el 3 de junio con Ucrania, primera del Grupo D.

“Esto hará que la gente se sienta muy orgullosa en Panamá, aunque nosotros nos habíamos preparado para conseguirlo, como grupo, así que no nos ha sorprendido. Estamos listos para afrontar lo que venga ahora”, concluye.